ed 06/2017 : caiman.de

revista cultural y de viaje sobre latinoamerica, españa y portugal : [edición actual] / [primera página] / [archivo: edición/país/columna]
deutsch// 


[art_4] España / Portugal: Explicaciones sobre las marcas de cantería románicas
 
Es relativamente frecuente encontrarse en los muros románicos extraños signos tallados en sus sillares (sus piedras regulares). Son las llamadas marcas de cantería. Sus diseños, por lo general geométricos, a menudo se repiten en un mismo edificio mezclados con otros o se encuentran en edificios cercanos o a lo largo de toda una zona. Evidentemente no se inventaron en periodo románico  (que dichas marcas ya las vemos aparecer en las arquitecturas persas, egipcias o romanas), pero sí tienen en este estilo su máxima expresión.


Frente a ellas existen dos explicaciones: Por un lado, la más ortodoxa (que se inicia en el siglo XIX con Viollet le Duc y M Didron) las entiende como las marcas que tienen cada cuadrilla o grupo de canteros. Con ello se podía distinguir el trabajo de cada grupo para así poderles pagar pero también establecer responsabilidades si algún sillar estaba mal tallado.

Según esta teoría se podrían seguir los pasos de las cuadrillas a lo largo del territorio, pues estos grupos eran (igual que los pintores o escultores) muy móviles. Ocurre así en el camino de Santiago.


Otra teoría intenta dar una explicación más esotérica y simbólica. Según algunos autores como Atienza o Almazán, estas marcas tendrían que ver  con conocimientos ocultos que sólo los iniciados podrían comprender. Se trataría, en fondo, de la conservación de ciertas ideas pitagóricas que buscan un conocimiento más profundo al de los sentidos por medio de la geometría que se cultivó tanto en el Islam como en el cristianismo. Así la espiral significaría la eternidad, las flechas indicarían un sentido de señalamiento, las esvásticas el ciclo de la vida… Esta teoría especialmente se ha estudiado en las iglesias templarias, pues estos monjes guerreros habrían conocido en su encierro en los restos del Templo de Salomón alguna de estas ideas.


Sin llegar a tales extremos cada vez existen más autores que plantean un contenido simbólico relacionado con la geometría (M G Ghyka) una disciplina tan necesaria para su oficio, creando todo un catálogo de "soluciones geométricas" que bien pudiera ser utilizado para otros empeños arquitectónicos. 

Pero recuérdese que la geometría (para el hombre medieval) no sólo era una disciplina puramente prácica, sino que encerraba una profunda enseñanza mística que arrancaría desde Piotágoras y se multiplicaría en los textos medievales (Marciano Capella en el V, Boecio en el VI, Isidoro de Sevilla en el VII o el propio papa Silvestre II en el X) y culminaría (según la famosa teoría de Panosfky retomada posteriormente por Otto Simson) en la catedral gótica.

Todo lo cual nos devuelve a la segunda hipótesis, tal vez depurada de falsos esoterismo, y nos recuerda, una vez más, el complejo imaginario medieval, mucho más profundo y simbólico que lo que tradicionalmente se admitía.


Por último, y como insiste Puente López, no deberíamos pasar por alto que estos canteros no trabajaban solos, sino en cuadrillas, por lo que tales marcas de cantería bien pudieran ser señales del grupo al que se añadieran algunos rasgos individuales del cantero una vez alcanzada la maestría.

Es curioso saber que en la propia mezquita de Córdoba (en sus columnas) se han encontrado decenas de marcas de cantería, unas en árabe otras geométricas, muy parecidas a las románicas. Incluso, algunos especialistas opinan que la idea de geometría como un conocimiento superior sería una de las bases de la decoración islámica (aquí se desarrolla más la idea).


Texto + Fotos: Vicente Camarasa

[print version] / [archivo: españa / portugal]

 

 

  escuelas//de//idiomas 


© caiman.de : [disclaimer] / [imprint]