ed 01/2014 : caiman.de

revista cultural y de viaje sobre latinoamerica, españa y portugal : [edición actual] / [primera página] / [archivo: edición/país/columna]
deutsch// 


[art_1] España: Don Carmelo y Cayetana en el Camino de Santiago
Etapa Catorce: Millones de amapolas, doce estrellas y una fiesta de peregrinos 
Etapas: [13] [12] [11] [10] [9] [8] [7] [6] [5] [4] [3] [2] [1]
 
10 de Junio de 2013. Nos encontramos de nuevo delante de la catedral más bella, donde hace un año tuvimos que interrumpir nuestra peregrinación por el Camino de Santiago a causa de no tener eternas vacaciones. "Si empiezas en Burgos, no te daremos el sello para la credencial." Así nos despacha, con un gesto nada amable y una expresión del rostro que no muestra demasiada inteligencia, una de las empleadas en la oficina de la Catedral de Burgos.


mapuche mapuche

Como si se pudiera hablar de "empezar" en nuestro caso! Hasta este momento, ya habíamos caminado casi 400 kilómetros por la gran ruta de peregrinación de Europa: desde Somport hasta Burgos. Fue el año pasado, sí, pero para cumplir bien la peregrinación, es imprescindible empezar de nuevo exactamente en el punto hasta donde habíamos llegado y donde habíamos  terminado la última vez. Mi acompañante andaluza Cayetana, impetuosa y colérica ella en el momento dado, se enfada tanto al ver la arrogancia de la "dueña del sello", que me cuesta gran esfuerzo detenerla, para que no se apodere del sello con fuerza. Debido a la actitud hostil y antiperegrina de la empleada no se nos concede el descuento de peregrinos para entrar en la  Catedral y – lo que es mucho peor – desde entonces ha quedado un hueco muy feo en nuestra credencial del peregrino . Un escándalo!

Pero al entrar en la maravilla arquitectónica de la Catedral de Burgos, la que ya nos ha impresionado sobre todo con su cúpula de estrella gigante en agosto del 2012, nos tranquilizamos e intentamos a perdonar. Gracias a Dios Burgos es una ciudad bella, hay muchos monumentos: iglesias llenas de obras de arte, plazas bonitas y las riberas verdes del río. Por ello, podíamos coleccionar impresiones inolvidables durante el tiempo de esperar aquí la llegada de mi mochila  – Air Berlin no fue capaz de transportarla junto conmigo a España. Esta tarde finalmente la han traído al hotel, así que mañana al salir el sol partiremos.

mapuche mapuche

Para comer bien y "coleccionar calorías" antes de la caminata de mañana, estamos sentados en un  restaurante típico cerca de la Catedral. En mi plato un codillo de cordero lechal delicioso y en el plato de Cayetana – casi nada. Es que entretanto, desde hace un par de meses, declara que ahora y "para siempre" se ha convertido en vegetariana (eso dice, a ver hasta cuando aguanta). Mientras que estoy disfrutando de la tierna carne de cordero, ella empieza a describir muy detalladamente como un cordero dulce e inocente está corriendo por un prado verde, antes de haber sido degollado cruelmente. Me tapo los oídos y me defiendo: "Incluso Jesús nuestro Salvador solía comer carne de cordero…" Cuando ella se atreve a preguntar al camarero por algún plato vegetariano (en Castilla! en Burgos, la "capital de la morcilla"!) ése le mira como a una extraterrestre y contesta: "Pan!" Así de seco. De momento ella quiere demostrar una actitud consecuente y se conforma con pan, mi ensalada, un flan y natillas. Estoy preocupado. Si realmente quiere avanzar por el Camino como vegetariana, casi seguramente morirá de hambre mucho antes de llegar a Santiago.

11 de Junio de 2013. A las 6 de la mañana partimos finalmente hacia el oeste y para empezar, nuestra etapa de hoy ya resulta bastante ambiciosa con sus 32 kilómetros. Pronto dejamos atrás los suburbios de Burgos y caminamos a un ritmo de peregrino exprés. Debajo de un puente nos saluda un grafito que muestra una pareja de peregrinos que parece simbolizar los momentos buenos y malos durante el largo Camino: una figura de color celeste y sonriendo, y la otra de azul oscuro y más bien con cara de pena y mal humor. Después de poco tiempo, mirando atrás ya no se ve ninguna huella de la ciudad y nuestro sendero se abre paso por las soledades de la meseta castellana, la estepa más grande de Europa. Pero ahora no se presenta amarilla y quemada por el sol como en agosto del año pasado cuando caminábamos a Belorado, sino debido a una primavera especialmente húmeda y llena de lluvia, se ha vestido de un verde bellísimo con millones de amapolas rojísimas, cardos morados, retama amarilla, lirios morados y otras flores, cuyos nombres no sabemos ni siquiera. Y cerca de las flores hay nubes de diminutas mariposas que completan la imagen de un paraíso muy fugaz.

mapuche mapuche

mapuche mapuche

Cayetana está eufórica. Sólo conocía las típicas fotos que muestran Castilla como una estepa de campos de trigo quemados por el sol y ahora se entusiasma con la floridez de los prados a ambos lados de la senda. "Nunca jamás he visto Castilla tan verde!", grita. Se arrodilla de nuevo delante unas flores movidas por el viento para tomar una foto. "Cayetana, si sigues tomando fotos de cada flor, en un mes sólo avanzaremos 3 kilómetros", aviso. Hace muecas (se ofende fácilmente), pero se levanta y sigue tomando fotos al andar. El paisaje se extiende con horizontes infinitos, el viento dibuja las sombras de nubes moviéndose por los campos verdes y el sendero se pierde en la lejanía. No está haciendo ni frío ni calor, sin embargo el fuerte viento de la meseta (Cayetana lo llama "tempestad total") nos hace sentir la temperatura más fría de lo que es en realidad. A pesar de la sensación de frío tenemos mucha sed. "¿Sabes qué me gusta?", pregunta Cayetana gritando contra el viento que es ruidoso como un recital de órgano, "el aguita que ya hemos bebido, ya no hay que llevarla, así con cada trago la mochila se hace más ligera…" Es que las filosofías cotidianas de Cayetana son para colgarlas enmarcadas encima de la mesa.

mapuche mapuche

Para recuperar los dos días perdidos, caminamos casi sin pausa por los campos de Castilla y a la hora del almuerzo llegamos ya a nuestro destino. Hontanas. Una aldea de 20 casitas en medio de la Nada. Oficialmente tiene 73 habitantes - y por lo menos el doble número de peregrinos, al menos durante el verano. Normalmente, esta aldea en un rincón apartado de la meseta podría estar medio abandonado como tantos otros pueblos chicos en regiones apartadas de Castilla o Aragón. Pero Hontanas tiene la suerte que por la gracia de Dios se encuentra directamente en el Camino a Santiago. Debido al auge espectacular que vive el sendero más popular de peregrinos de Europa de nuevo desde hace dos décadas, Hontanas también parece vivir un renacimiento. Hoy día casi todo el pueblo vive más o menos directamente de los peregrinos jacobeos. Hay cuatro albergues y un hotel, en total mucho más que cien camas y Hontanas no debe temer mucha competencia ya que en los alrededores de 30 kilómetros no hay casi nada. Los habitantes de Hontanas han puesto en práctica sus ideas: campesinos se hicieron hospitaleros, cocineros, camareros y guías.  No es que haya algo muy espectacular, simplemente es una aldea muy simpática. Al haber llegado a nuestro albergue "Santa Brígida", Cayetana anuncia solemnemente que se da una vuelta "a ver qué hay". Después de cinco minutos ya vuelve: "Una aldea bonita, pero ya he visto tó."

mapuche mapuche

A las 7 y media ofrecen una cena temprana en el albergue: una gran Paella para todos, acompañada por tinto abundante. Durante la cena llegamos a conocer a una jubilada muy maja de Madrid, Conchita, la que se declara fotógrafa apasionada. Nos propone venir con ella a subir la colina al lado del pueblo donde hay un mirador, para contemplar y fotografiar la puesta del sol desde allí. Ágil como una gamuza sube corriendo para conquistar el mirador El Puntido y enfocar con su máquina la puesta del sol. Esa abuelita tan dinámica parece haber salido directamente de una peli de Almodóvar. Cada segunda de sus palabras es "bonito" y cada tercera es "espectacularrr". Pronuncia la "rrr" de una manera tan exagerada que nos da vértigo al escucharla. Y como mucha gente venida de una metrópoli al campo, toma fotos de cualquier cosita, desde un estercolero hasta la puesta del sol. Aquélla, aquí en medio de la estepa, no resulta nada "espectacular". Mucho más bonita: la estampa de la bella torre mudéjar de la iglesia entre dos banderas ondeando al viento: Castilla y León a la derecha y las doce estrellas doradas de Europa en un fondo azulísimo a la izquierda. No nos dejan contemplar esa imagen con tranquilidad, porque de repente una pandilla de jóvenes muy animados acaba de subir con mucho ruido y luego se desvanece por una puerta misteriosa. Han despierto nuestra curiosidad.

mapuche mapuche

Al seguirles entramos en una bodega subterránea, donde obviamente celebran una fiesta de peregrinos cada noche. Nos invitan a participar en su ritual. Dejan circular un vino de Franconia, cada uno debe servirse y el arte consiste en dejar correr el vino desde lo más alto posible a la garganta, sin derramar más de la mitad en la camisa. El contenido: un vino rosado malísimo, pero regalado.

"Eso es Europa!" grita un joven de Seattle en un español mal pronunciado y con una mirada de borracho, antes de tragar otro chorro de vino. Bueno, esperamos mucho que para él, Europa sea más que emborracharse gratuitamente en el nombre de Santiago Apóstol. Abandonamos la "Bodega" y contemplamos los alrededores. Acaba de ponerse el sol y las doce estrellas de Europa (¿puede haber una bandera más bella?) están ondeando al viento, orgullosas e invencibles, al lado de la torre mudéjar de la iglesia, y como telón de fondo un cielo morado crepúscular, donde pronto lucirán estrellas de verdad. Sí señoras y señores, ESO es Europa! No debemos consentir que Europa sólo se vaya asociando con banqueros de Londres los que juegan al "Monopoly" con el dinero de todo el mundo que no es suyo, o con políticos corruptos durmiendo el sueño de funcionarios en Bruselas, contando los días que faltan para recibir su doble pensión.

Aquí estamos mirando y creando Europa: una ruta creada por europeos en un esfuerzo común, una cultura milenaria hasta en la aldea más apartada, naturaleza florida alrededor y gente que finalmente vuelve a descubrir que la felicidad no suele crecer proporcionalmente con su cuenta corriente, sino  radica en la armonía consigo y con el mundo. Viva Hontanas! Estamos en Europa - cuando aquí en una aldea de veinte casas en medio de la soledad de la inmensa estepa castellana cien individuos completamente distintos de treinta naciones diferentes se reúnen para celebrar y para andar, por el motivo que sea, por el mismo Camino y tienen, aunque sea sólo durante un tiempo brevísimo, el mismo destino: por la "Vía Láctea" a Santiago!

Texto + Fotos: Berthold Volberg

Recomendaciones y enlaces:
Etapa Burgos - Hontanas: 32 Km

Alojamiento en Burgos:
Albergue municipal de peregrinos, Calle Fernán González 28 - 32, directamente en el Camino, poco antes de llegar a San Nicolás y la Catedral, Tel. 947-460922: moderna, grande y central, hay lavadora y secadora, cocina, Internet. Cama 5 Euros.

Para los que quieran quedarse un día más en la bella ciudad de Burgos (que ofrece tantos monumentos para visitar) y/o quieran pernoctar de una manera más comfortable, recomendamos el Hotel siguiente: Hotel "Abadía – Camino Santiago", C. Villadiego 10, Tel. 947-040404
correo electrónico: reservas@hotelabadiacaminosantiago.com
Página web: http://www.hotelabadiaburgos.com/?gclid=CJLI8_j4gLsCFRLMtAodfTIARw
Hotel moderno de 3 estrellas, ideal para un "día de descanso", directamente en el Camino de Santiago a la salida de Burgos (así que a la ventaja que partiendo temprano por la mañana en un par de minutos se puede dejar atrás la ciudad, se une la ventaja de adelantarse a las masas de peregrinos que tienen que partir desde el centro de la ciudad y así se puede encabezar la fila de peregrinos).  Libre acceso al internet, pequeño bar en la sala de recepción, acogida muy amable. Habitación (con o sin desayuno, distintos tipos de habitación): entre 40 y 65 Euros.

Gastronomía en Burgos:
Restaurante "GAONA", C. Paloma 41 (detrás de la Plaza de la Catedral), Tel. 947 279612. Auténtico, siempre lleno, bravos/as camareros/as. Muy buen Menu para 12 – 15 Euros (3 platos, 1 botella de vino incluída), muy recomendable: codillo de cordero muy tierno, Flan casero, Tinto de la región Ribera del Duero)

"Confitería Alonso", en la Plaza Mayor, con entrada lateral en el Paseo de Espolón, una de las confiterías de más solera en Burgos

Recuerdos:
"EL PEREGRINO"
Pza. del Rey San Fernando, 1
09003 BURGOS – Burgos
Joyas de cerámica con símbolos de la Catedral de Burgos, p.ej. rosetones de vidrieras como amuletos o pendientes de cerámica: www.kimuceramica.com

Templos en Burgos:
Catedral Santa María de Burgos: www.catedraldeburgos.es/
Horario: martes - domingo 9.30 – 19.00 horas (en invierno cierra una hora antes!, la Capilla del Cristo de Burgos y la Capilla de Santa Tecla normalmente están cerradas para la visita turística y reservadas para el culto) Entrada: 7 Euros, para peregrinos con credencial la mitad.

Cartuja de Miraflores: www.cartuja.org
Magnífica Iglesia de estilo gótico tardío (isabelino) del Siglo XV, situada en una colina a unos 4 kilómetros al sudeste de Burgos, como la mayor parte de la Catedral, fue construída por Juan de Colonia y Simón de Colonia, y guarda un sinfín de tesoros de arte: un retablo mayor gótico de Gil de Siloe (terminado en 1499), una maravilla con esculturas impresionantes y detalles sorprendentes,  el panteón real, un octógono con los sepulcros de Juan II e Isabel de Portugal, labrados en alabastro también por el genial Gil de Siloe, con leones que sacan la lengua y otros detalles riquísimos. Además, hay la preciosa sillería del coro, la impresionante estatua de San Bruno creado por el escultor barroco Manuel Pereira (a la derecha de la entrada) y en el Museo de la Cartuja hay también muchas esculturas y pinturas (p.ej. una bellísima Anunciación de Pedro Berruguete). Entrada gratuita, limosna bienvenida. Horario: lunes - sábado 10.30 – 15.00 y 16.00 – 18.00 horas, Domingo 11.00 – 15.00 y 16.00 – 18.00 horas. Misas domingos y festivos a las 10 y 15 horas.

Monasterio de Las Huelgas Reales
Monasterio monumental de la Orden del Cister en el oeste de Burgos con retablo mayor de Gregorio Fernández, muchos sepulcros de Reyes de Castillan y claustro románico, lamentablemente sólo se puede visitar con guía y está terminantemente prohibido tomar fotos. Entrada: 5 Euros. Horario: martes - sábado 10.00 – 13.00 y 16.00 – 17.30 horas, Domingo 10.30 – 14.00 horas, Lunes cerrado.

Iglesia de San Nicolás
Templo de estilo gótico tardío enfrente de las torres de la Catedral,  retablo mayor espectacular de alabastro. Horario: martes - sábado 12.00 – 13.30 y 17.00 – 19.00 horas, los domingos sólo abre por las misas.

Iglesia de San Gil
Quizás la más bella parroquia de Burgos, de estilo gótico tardío, con bellos retablos, abierta para las misas.

mapuche mapuche

mapuche mapuche

Alojamiento en Hontanas:
Albergue privado de peregrinos Santa Brígida, Calle Real 15, Tel. 628-927317. Muy recomendable. Dispone de lavadora y secadora, cocina y una tienda pequeña, además hay un restaurante, donde los peregrinos (debido al muy limitado espacio normalmente en dos turnos) pueden pedir la cena. Acogida muy amable. Cama 7 Euros.

Gastronomía en Hontanas:
Restaurante del albergue privado de peregrinos Santa Brígida, Calle Real 15, Tel. 628-927317. Ofrece menú de peregrino para 9 o 10 Euros, p.ej. Paella o cocido; con ensalada y vino. Además, hay restaurantes en la plazita al lado de la iglesia.

Templo en Hontanas:
Parroquia de la Inmaculada Concepción
Con una torre interesante de estilo Mudéjar, lamentablemente suele estar cerrada.

[print version] / [archivo: españa]

 

 

  escuelas//de//idiomas 


© caiman.de : [disclaimer] / [imprint]